Quic's World

Todo es marcha, amigos.

Tuesday, March 06, 2007

Hoy os voy a decir lo que es trendy, así que estad un poquito al loro

Me empieza a hartar esa tendencia que tiene Madrid a abrir cafés/bares/restaurantes decorados con colorines repartidos en: barras de la misma gama de colores una pegada a otra; lunares más o menos grandes; nombres del garito sin mayúsculas, etc. Madrid se está convirtiendo en una ciudad fashion, pero prefabricada. Como no lo ha sido nunca, lo está haciendo todo a la vez y se está uniformando. Todo muy igual. Un truño.

Por ello, os voy a recomendar un restaurante al que debéis ir, porque si no vais vaya decepción me voy a llevar: se llama Collage, es sueco y está cerca de la Plaza de Bilbao. El sitio es feo y pequeño, pero ¡cómo se come!, señora. Para compartir, unas colas de langostino marinadas en lima con salsa de aguacate. Luego, ATT optó por unas albóndigas de ciervo con salsa de boletus con frutos rojos y servidora por un maigret de pato (¿por qué siempre que salgo a cenar me pido maigret de pato? El otro día en el Burger King la cajera me miró raro...) con salsa de naranja y anacardos. De postre, ATT tomó una panacotta de chocolate blanco con mermelada de algo en plan grosella (algo rojo) y yo por un fallido helado de arándano. Nos dieron a probar, porque a mí me pareció una cosa muy curiosa, un helado de regaliz salado que estaba en la carta y que la próxima vez me lo pido, porque me pareció de lo mejor que he comido jamás. Todo ello más cafeses, 26 euros por cabeza. Excelente. Verdaderamente trendy. Y nada de lunares ni colorines: buena comida, buenas raciones, ambiente agradable, sitio en todo el centro y precio decente. Un diez para los suecos de Collage. Soy fan.

La otra cosa trendy es ir a ver “El malo de la película”, obra de teatro/espectáculo audiovisual/desbarro e ida de pinza masiva de Albert Plá. En el link podéis ver de qué va, pero la aparición de un grupo terrorista separatista catalán llamado Grupo por el Cielo Azul y la Tierra Grana, la canción en la que un cigarrito caído de la cabeza cortada de un espalda mojada quema los Estados Unidos en pleno (nada babosamente antiamericano; talento puro y duro) y la frase que voy a escribir ahora, merecen la pena todo. El Plá es el mejor y punto. La frase que soltó, y que suscribo, es la siguiente: “Me cago en el puto Rey, en la puta Reina, en el puto Príncipe y en todos sus putos antepasados los Borbones, que han hecho más daño a este país que la puta Iglesia que los protege y los bendice”. No sé si esta obra podrá verse más, pero si la veis por ahí, id y disfrutad.

Esto es lo trendy, amigos. Y lo demás, mierda.

El Mundo de Quic, el Mundo de Quic. Marcha marcha, es genial.

4 Comments:

Anonymous The Mole Man said...

Uno de los lugares más salvajes y divertidos que recuerdo se llamaba el Soul Shack, y estaba por Chueca, en una calle con nombre y apellidos, justo enfrente de la insoportable Fábrica de Pan. El lugar era oscuro, sucio y tenía aún cantidad de carteles y fotos de lo que había sido su negocio anterior: una peluquería de señoras del barrio. La música era de otro mundo: empezaban con Hawai 5-0 y de ahí palante todo seguido. Lo que a mí gustaba de Madrid y que cada vez queda menos son todas esas cosas que nos recuerdan lo que en realidad ha sido siempre este lugar: un pueblo gordo, pero muy pueblo. En los ochenta ibas a Barcelona y te decías: qué mal les está sentando a estos chicos la modernidad. Pues ése el sentimiento que llevo teniendo desde hace varios años con Madrid.

De todas maneras, una cosa me llena de esperanza. Al parecer hubo un tiempo en que Madrid fue la capital del Imperio más poderoso sobre la faz de la tierra. Y sin embargo, por lo que cuentan, seguía siendo un pueblaco. Esperemos que si nuestro amado villorrio fue capaz de superar aquello, regrese pronto por sus fueros y nos dejemos de mamonadas, gafapastas y demás tipos con la autoestima baja por causa de un padre cortador de jamón de profesión.

He dicho.

6:46 AM  
Anonymous Mattu said...

Bollywood siempre será un simbolo de lo trendy...ande esté un buen kebab, con su dependiente de procedencia indefinida (eso si, con pelis de esas de gente que baila y canta sin sentido alguno) que se quite el maigret de pato ese. O un bar muy castizo que hay en la plaza esa que está pegadita a la Gran Vía, la del parking con el lazo rojo.

Plá es un genio incomprendido...y si lo mandas a un programa de esos de la mañana en argentina, pues peor...

http://www.youtube.com/watch?v=AbsU_gImsZ8

3:17 PM  
Blogger Sue said...

Ahora te voy a decir yo lo que no es trendy. No es trendy ir a un sitio modernuki con unas coleguillas del curro, todo decoración fashion y platos con nombres chinos e italianos a partes iguales. Apuntarte en una lista a las nueve y que te llamen a las once y media. Una vez sentadas, que una bollera malencarada te diga que van a cerrar la cocina en cinco minutos. Luego, que te echen antes que a las de la mesa de al lado, que claramente comparten orientación sexual con la camarera. Y tampoco es trendy acabar la noche en Del Diego, donde se celebra una reunión de catedráticos mayores de 50, y que te sableen por un mojito desaborío. Está claro que todo esto no es trendy, pero mucha gente aún piensa que lo es, entre ellos, a ratos, yo misma.

4:17 AM  
Blogger Hans said...

Yo tomo nota de lo del sueco. Mola. A ver si alguien me lleva alguna vez.
En cuanto a lo del De Diego, Sue, pues qué te voy a decir: hacen muy bien los dry martinis, que es la medida de una coctelería. Sólo que enfrete tienes el Susan, que los ahcen incluso mejor y mola más :-D

12:52 AM  

Post a Comment

<< Home